Carta de Derechos y Deberes de las Personas Usuarias de los Servicios de Salud Mental

El propósito de esta Carta es promover el conocimiento, respeto, ejercicio y cumplimiento de losderechos y deberes que figuran en nuestro ordenamiento jurídico.

imagen de noticia
05 April, 2017 Imprimir

La aprobación de la Carta y el correspondiente Decálogo es consecuencia de un proceso iniciado por la Consejería de Salud y Servicios Sanitarios al inicio de la actual legislatura para proceder a la evaluación de los Servicios de Salud Mental con atención 24 horas en el Principado, lo que a dado lugar a lo largo de estos años a diversas iniciativas organizadas en colaboración con la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Este proceso de evaluación dio lugar a una serie de recomendaciones de mejora de los servicios, una de las cuales fue precisamente la elaboración de una Carta de Derechos y Deberes de los Usuarios de los Servicios de Salud Mental. Para elaborar dicha carta se constituyó un grupo de trabajo, del que formaron parte los propios usuarios y sus familiares.

Se incluye a continuación un extracto de la Carta de Derechos y Deberes de las Personas Usuarias de los Servicios de Salud Mental:

Los usuarios de los Servicios de Salud Mental tienen derecho:

  • A ser tratados con respeto a su dignidad humana sin sufrir discriminaciones, así como al reconocimiento de su personalidad jurídica y capacidad, en igualdad de condiciones con las demás personas.
  • A decidir libremente, después de recibir información completa y adecuada, entre las opciones clínicas disponibles.
  • Al más alto nivel posible de salud física y mental y a acceder, en tiempo razonable, a los servicios de salud en general y a los que necesiten específicamente como consecuencia de su salud mental.
  • A recibir un tratamiento por personal cualificado y destinado a preservar y estimular su independencia personal y nunca como castigo o para conveniencia de terceros.
  • A su seguridad personal, a la protección de su integridad física y mental,  y a no ser privados de su libertad ilegal o arbitrariamente.
  • A la protección de su intimidad y la confidencialidad de los datos sobre su salud.
  • A obtener copia de los datos que figuran en su historia clínica así como  a recibir un informe de alta en las condiciones establecidas legalmente.
  • A obtener información accesible y comprensible sobre salud reproductiva, planificación familiar e interferencias de psicofármacos en su vida sexual y reproductiva.
  • A conocer y recibir información sobre los procedimientos de actuación y los protocolos a aplicar a lo largo de todo el tratamiento.
  • A dar o negar su consentimiento (después de recibir información completa y adecuada) a toda actuación en el ámbito de su salud, incluyendo el derecho a negarse al tratamiento, excepto en los casos determinados en la ley.
  • A ser informados sobre los servicios sanitarios y no sanitarios a que pueden acceder y sobre el nombre del facultativo o facultativa que será su interlocutor principal con el equipo asistencial y responsable general de su tratamiento.
  • A que se respete su voluntad de no ser informadas acerca de la finalidad, naturaleza, riesgos y consecuencias de las actuaciones que se le practiquen con motivo de su salud.
  • A formular por escrito instrucciones sobre los cuidados y el tratamiento de su salud con objeto de que éstas se cumplan cuando no puedan expresarlas personalmente.
  • A que, en caso de participar en estudios o investigaciones médicas, éstas sean consentidas previamente y por escrito, prevaleciendo siempre su bienestar frente a otros intereses.

Además, las personas que, por razones familiares o de hecho, están vinculadas al paciente tienen derecho:

  • A recibir protección y asistencia para contribuir a que los pacientes gocen de sus derechos plenamente.
  • A mantenerse informados e incluso a participar activamente en los tratamientos, en la medida que lo permita el paciente.
  • A ejercer las funciones de tutoría legal en las condiciones establecidas por ley.
Editado por última vez el: 01 August, 2017 Imprimir